El aumento de precio en las rentas del Distrito Federal y la búsqueda de una mejor calidad de vida, ha originado que las personas de entre 22 y 30 años traten de compartir los gastos de arrendamiento alquilando departamento con compañeros de escuela o de trabajo.

De acuerdo con el sitio DadaRoom.com, el cual ayuda a buscar compañeros de departamento, mejor conocidos como roomies, los jóvenes buscan con quien compartir una vivienda debido a las iniciativas de revitalización de la Ciudad de México, que tienen el objetivo de aumentar las ofertas de lugares de esparcimiento en las zonas céntricas capitalinas.

DadaRoom explica que otro de los motivos de esta modalidad es que las personas consideran la calidad de vida como un factor importante, al tomar en cuenta la cercanía con sus centros de trabajo o de estudios.

Datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) demuestran que más de dos millones de jóvenes que han salido de sus casas no se han casado y se mudan para compartir el alojamiento con algún compañero, cifra que podría duplicarse durante la siguiente década.