El segmento de vivienda residencial y residencial plus está viendo muy buenas expectativas y sostiene mucho auge en la Ciudad de México con las edificaciones de uso mixto, afirmó José Antonio Elizalde, director comercial de la compañía de bienes raíces Coldwell Banker, en entrevista con Real Estate Market & Lifestyle.

De acuerdo con Elizalde, el precio de la vivienda residencial y residencial varía de acuerdo a su ubicación pero en grandes ciudades (Ciudad de México, Guadalajara, Monterrey y Querétaro) va de 5 a 8 millones de pesos mientras que el segmento Premium se ubica por arriba de los 10 millones de pesos.

El éxito de los desarrollos mixtos en materia residencial lo ejemplifica José Antonio Elizalde con Plaza Carso en donde, a pesar de que la renta de la vivienda es elevada, la gente tiene muchos valores agregados al no tener que desplazarse para hacer sus actividades cotidianas (pago de servicios, opciones de entretenimiento y de alimentos) y es por eso que se están rentando y vendiendo muy rápido.

Para Elizalde no hay muchos desarrollos disponibles de uso mixto en las principales ciudades del país y cada vez le hace más sentido a la gente por lo que la firma tiene una muy buena expectativa para este mercado para los próximos 3 años.

También, anota que hay muchos inversionistas que quieren entrar al mercado inmobiliario en México y lo quieren hacer a través de una marca internacional que tenga el soporte, la tecnología y la capacitación de procesos para entrar a un mercado que es complicado pero que tiene muchas oportunidades.

En México, Coldwell Banker es la única compañía internacional de bienes raíces que tiene dos unidades de negocio: el residencial y el comercial que se encarga de los proyectos de oficinas (es el segundo mayor del país), centros comerciales (60% de participación del mercado medido en metros cuadrados de renta) y parques industriales.