Los corredores comerciales del puerto de Veracruz, elevarán el potencial del estado hacia un desarrollo altamente competitivo.

 

El crecimiento de proyectos carreteros que impulsen al comercio, turismo e infraestructura nacional, son las claves que están marcando el rumbo del país. En este sentido, el progreso que se tiene programado a gran escala, pretende integrar diversos puntos y crear una red que conecte y coordine a los estados para una mejor y más eficaz interacción en todos los sentidos.

Algunos de los más importantes proyectos carreteros, incluyen la propuesta de fungir como corredores comerciales que beneficien a toda la zona donde estén establecidos, tal es el caso del esquema de inversiones que deriva de la ley de Asociaciones Público Privadas (APP), publicada en noviembre de 2012, la cual  ofrece nuevas oportunidades a empresas e inversionistas de la iniciativa privada a participar en los desarrollos que lleva a cabo la administración pública.

 


La autopista México-Tuxpan es uno de los principales proyectos carreteros.

 

El Programa Sectorial de Comunicaciones y Transportes 2013 señala que los corredores carreteros representan una modernización de 74.7%, en función de los estándares competitivos de sistemas carreteros internacionales. En este sentido, para el estado de Veracruz corresponden varios proyectos que tienden a generar grandes beneficios a nivel nacional, entre ellos el corredor que va de Acapulco a Veracruz (de 851.0 km); el corredor del Altiplano, que interconecta al Bajío (de 602.0 km), el Circuito Transístmico, que enlaza los puertos de Coatzacoalcos con Salina Cruz (de 702.4 km) y el corredor troncal Veracruz–Monterrey, con ramal a Matamoros, que comunica al Golfo de México con la ciudad del norte (de 1,296.8 km).

Según información de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), para el 2018 estarán completamente terminados y modernizados los siete proyectos de corredores que se contemplan en la agenda nacional; dentro de éstos, figuran tres desarrollos a los que se les presta especial atención, gracias a los beneficios que representarán en materia comercial, competitiva y de comunicación internacional: Altiplano, México-Nogales y México-Nuevo Laredo, trayectos que representan el 45% del tránsito de carga por carretera nacional. Por otra parte, bajo la ley de APP, la carretera Tuxpan-Tampico, con longitud de 159 km y 6,300 millones de pesos (mdp) en inversión, así como el proyecto Cardel-Poza Rica, de 126 km y un monto aproximado de 3,800 mdp, representan otro reto de infraestructura en el estado.

Es precisamente el esquema de APP el que está consiguiendo los permisos y licitaciones para el desarrollo de proyectos tales como la carretera Durango-Mazatlán y precisamente el corredor comercial veracruzano.

El corredor Veracruz-Xalapa-Aeropuerto, proyecto planteado con el fin de mejorar la infraestructura y expandir las posibilidades de la región en materia de comunicación, así como susceptible para abrir vuelos comerciales, tras una serie de estudios de viabilidad para la construcción de éste, que también sería un corredor industrial, fue declarado viable por la Secretaría de Desarrollo Económico.

 

Veracruz facilita el camino para fomentar la inversión privada y generar progreso nacional.

 

En este sentido, Carlos Salvador Abreu, consejero nacional de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (CONACINTRA), declaró que este corredor beneficiaría claramente tanto la comercialización, como la economía de la entidad veracruzana y sus alrededores, además de modernizar el aeropuerto.

Cabe destacar que entre los proyectos contemplados para modernizar y agilizar Veracruz, se integra la construcción de un camino de 8.4 km por el que podrán transitar diariamente más de 14,000 vehículos y une al puerto con el aeropuerto, en un recorrido total de 15 minutos, lo cual representa una quinta parte del tiempo aproximado de traslado que actualmente se lleva el recorrer esta vía. Así, la iniciativa privada ha representado un gran aliado para el progreso nacional. En el caso específico de Veracruz, resulta de gran ayuda que se involucren en los proyectos aquellos empresarios que viven, frecuentan o tienen un interés especial por este precioso estado, el cual no sólo requiere modernización, sino protección y fomento de sus riquezas ecológicas y culturales.

Actualmente, a pesar de ser uno de los proyectos más avanzados, la inversión requerida para brindar la infraestructura que necesita el corredor del Altiplano, se estima en un aproximado de 500 mdp, que se destinarían para el desarrollo de conexiones ferroviarias, puentes, ampliación de caminos, entre otros.

 

La puerta de México al mundo

Hoy en día, con una notable evolución del comercio exterior, el puerto de Veracruz representa la principal puerta comercial marítima en el Golfo de México, donde se opera  80% del total de carga marítima que ingresa al país por esa zona; además de ser el centro donde se maneja 60% de la carga de vehículos automotores a nivel nacional.

INVERSIÓN EXTRANJERA DIRECTA (IED)

Inversión extranjera directa reportada 0.4% del total de IED a nivel nacional.

1,283.1 millones de dólares.

 

Veracruz representa una de las capitales energéticas del país, además de ser la puerta de México.

 

Colocándose a la cabeza en términos de importancia portuaria nacional y con una creciente economía, el puerto de Veracruz consta de un aproximado de 800 km de litoral que se extienden desde la desembocadura del río Pánuco hasta Coatzacoalcos, donde 3.5 km son ocupados por ocho muelles. De igual forma, cuenta con 71,325 m2 de almacenamiento cubierto, 18,707 m2 de patios de almacenamiento y 116 hectáreas para ampliación de la zona norte. Esta estratégica obra de infraestructura se divide a su vez en distintos puntos comerciales y de cabotaje.

 

Una puerta que se fortalece

Existen en el país unas 117 instalaciones portuarias que, además del movimiento en los sectores; turístico, pesquero, comercial, industrial y petrolero; también representan puntos clave para la división de seguridad nacional y militar.

Con más de 51,376 millones de pesos (mdp) de inversión pública y privada durante la última década, los puertos mexicanos representan grandes retos para el desarrollo nacional.

 


En Veracruz se opera el 80% de la carga marítima que ingresa al país.

 

Por lo tanto, el constante avance, especialización y optimización de estos destinos, es una prioridad, tanto para el gobierno, como para las empresas involucradas en los negocios e infraestructura.

En este sentido, el puerto de Veracruz ostenta una enorme gama en el movimiento de carga, gracias a su manejo de fluidos, vehículos, contendedores, granel agrícola, granel mineral y carga general. Sin duda, el puerto se está fortaleciendo en todos los aspectos y consolidándose una vez más, histórica y activamente como la “puerta de México al mundo”.

Veracruz, Coatzacoalcos –punto petroquímico clave– y Tuxpan son los puertos comerciales de altura (con flujos marítimos nacionales e internacionales), mientras que de cabotaje (movimientos marítimos entre puertos nacionales) son Alvarado, Minatitlán, Nanchital, Nautla y Tecolutla Pajaritos, el cual se especializa en dar servicio a la industria petroquímica.

Los automóviles, carga agrícola a granel –como maíz, arroz, frijol, trigo, etc.–, productos electrodomésticos, ropa, zapatos, telas y muebles, entre otros productos son las principales mercancías que se mueven en este puerto, el cual  tiene conexiones con los principales embarcaderos de Europa, Estados Unidos, América Latina y Asia. Empresas como Pemex, Volkswagen, Daimler Crhysler de México, Procter and Gamble, Cervecería Modelo y Mabe de México, entre otras, emplean este punto para exportar y distribuir sus mercancías.

Ante ello, durante la convención y exposición anual de la Asociación Americana de Autoridades Portuarias (AAPA), Guillermo Ruiz de Teresa, coordinador general de Puertos y Marina Mercante, señaló que los puertos son la puerta de entrada a los países y puntos neurálgicos para satisfacer las necesidades más básicas de la población, de ahí la importancia de estas inversiones.

Ruiz de Teresa también refirió al puerto de Veracruz, el mayor proyecto marítimo de la administración del presidente Enrique Peña Nieto, donde se inyectaron recursos por aproximadamente 4,600 millones de dólares (mdd) y subrayó, que debido a las inversiones realizadas y como parte del Programa Nacional de Infraestructura 2014-2018, en menos de una década será uno de los puertos más grandes de América Latina; es decir para 2024 será la terminal más moderna y capaz, así como ejemplo de productividad entre puerto y ciudad.

 


En Veracruz se opera el 80% de la carga marítima que ingresa al país.

 

    

INSTALACIONES DE APIVER
MuellesLongitud(Metros)Ancho(Metros)Calado
Muelle 1  220.00  23.50  31'
Muelle 2  200.00  66.70  35' 
Muelle 4 Banda Norte  315.15  100.30  32' 
Muelle 4 Banda Sur  381.30  100.30  34' 
Muelle 5  260.00  N/A  33' 
Muelle 6  260.00  400.00  35' 
Muelle 7  243.00  N/A  37' 
Muelle de la T.UM.  250.00  N/A  36' 
Muelle de cementos  274.44  N/A  36' 
Muelle 8  202.20  200.00  38' 
Muelle de Contenedores  507.42  N/A  42' 
Muelle de la T  200.00  N/A  27'
Servicios
Empresas cesionarias    20
Prestadores de servicios portuarios 31
Prestadores de servicios conexos 51
Líneas navieras 31
Agencias navieras 17
Agentes aduanales 300
Empresas de servicios ferroviarios 2

 

 


La ampliación del puerto de Veracruz en un detonador de nuevas inversiones.

 

PUERTO DE VERACRUZ
Veracruz alberga el puerto comercial más importante de México

Opera 80% de la carga nacional marítima que ingresa en el Golfo de México.

Moviliza el 60% de la carga de vehículos automotores en todo el país

Inversión 47,115 mdp para su ampliación y modernización (2006-2015)
Zona de influencia 60 millones de consumidores 
Carga marítima 22,018 millones de toneladas de carga marítima movilizados en 2012

 

Una de las capitales energéticas de México

Debido a su ubicación en el Golfo de México, parte importante de la infraestructura de Pemex se encuentra en aguas veracruzanas, por lo que se distingue como uno de los principales productores de petróleo, gas natural y otros derivados en el país; asimismo, es considerado un estado petroquímico por excelencia, pues más de 80% de la producción petroquímica nacional corresponden a Veracruz, que a su vez, cuenta con 40% de las reservas probadas de petróleo.

Con puntos marítimos especializados en petroquímicos, gas y gasolina, complejos como Escolín –al norte– y Cangrejera, Morelos, Lázaro Cárdenas y Pajaritos –al sur–; así como 18,000 km de oleoductos, Veracruz se perfila para consolidarse como una de las capitales energéticas de México y, de hecho, ese es uno de los principales ejes en la estrategia del progreso nacional.

El corredor industrial Coatzacoalcos-Cosoleacaque-Minatitlán-Nanchital, conforma el eje petroquímico más importante de América Latina y uno de los principales focos de inversión privada del país. Por otra parte, además de Pemex, en el puerto de Veracruz se encuentran instaladas varias empresas petroquímicas privadas de países como Alemania, Estados Unidos, Suiza, Brasil, etc.

Asimismo, derivado de la reforma energética, se estima que Veracruz sea uno de los estados más favorecidos, pues empresas extranjeras del sector desarrollan proyectos que fortalecerán al estado en varias áreas, sobre todo productiva y comercialmente; un ejemplo es la reactivación de la planta Agro Nitrogenados, a partir de 2015, con la cual se espera una producción de hasta 990,000 toneladas anuales de urea; derivado de la producción potencial de la planta, que corre a cargo de PMI, filial de Pemex, en coparticipación con Alemania, se podría sustituir la importación de fertilizantes por más de 400 mdd anuales.

Por su parte, el Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) firmó un contrato por 1,089 mdp, con una constructora privada, para la ingeniería, procuración y construcción de un Centro de Tecnología de Aguas Profundas, en la municipalidad de Boca del Río. El proyecto que se asignó a través de una licitación pública, comprende 24,600 m2 de construcción en un terreno de 20.9 hectáreas, el cual se espera se concluya en noviembre de 2015.

Asimismo, destaca la posición del joint venture Braskem Idesa, para la construcción del proyecto Etileno XIX, el cual consiste en el desarrollo, diseño, financiamiento, construcción, operación y mantenimiento de un cracker de etano y tres plantas de polietileno, mediante una inversión total de 4,441 mdd, en el que Bancomext participa con una línea de 120 mdd y como estructurador de un crédito sindicado con otros 17 bancos, entre ellos el IFC del Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Ya que la tarea es compleja y de largo alcance, el nivel de especialización en materia energética de todo Veracruz incrementa día con día, con cada reto que representa la transformación energética nacional.

 


Se inyectaron 4,600 mdd al proyecto marítimo del puerto.

 


Texto:Gwendolyne D. Sánchez

Foto: bp, PUERTO LAZARO CARDENAS, FMT7, INECEX, PUERTO DE VERACRUZ