De acuerdo con cifras reportadas en INEGI, Yucatán presentó un crecimiento acelerado en el sector inmobiliario durante 2015, periodo en el que se construyeron 2,597 viviendas, alcanzando 6,911 millones de pesos (mdp) en valor de construcción privada ejercida, comparado con los resultados promedio del 2006 a 2011 donde se alcanzaron 4,358 mdp. Actualmente, Mérida ocupa el tercer lugar en el ranking de las cinco ciudades mexicanas con mayor crecimiento inmobiliario.

La Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI) prevé que su crecimiento se aceleré aún más en los próximos cinco años, considerando en base al crecimiento económico y el desplazamiento demográfico hacia el estado por cuestiones de seguridad, así como la llegada de grandes empresas como fue el caso de grupo Modelo y la realización de inversiones clave en el estado.

Con la oferta laboral y de educación, la ciudad yucateca está alcanzando la misma extensión que se tiene Guadalajara en su zona metropolitana debido la concentración migratoria al estado, lo que contribuye a una buena demanda habitacional que, a su vez incrementando su oferta comercial, generando un excelente dinamismo económico.