El Gobierno federal, en coordinación con autoridades de Guerrero y de Acapulco, pondrá en marcha un agresivo programa para rescatar a ese destino turístico que contará con 250 millones de pesos en un año para revertir la pérdida de captación de turistas que registra el puerto, pues tan sólo en 2013 la ocupación hotelera fue 48%, cuando a nivel nacional fue de 56%.

Durante el XII Foro Nacional de Turismo, el subsecretario de Innovación y Desarrollo Turístico, Carlos Joaquín González, señaló que estos recursos se destinarán a infraestructura, mejora de espacios públicos y playas, entre otros aspectos.

Informó que el objetivo principal de este programa radica en reposicionar a Acapulco como el destino preferido tanto de visitantes nacionales como extranjeros, tal y como sucedía a mediados del siglo pasado, y lo cual se traduzca en la recuperación de eventos para dicha ciudad, como el caso del Tianguis Turístico, que por lo pronto, se llevará a cabo en ese puerto en 2015, aunque la intención es que se lleve ahí en al menos cada dos años.

De esta manera, representantes de los tres órdenes de Gobierno convergieron en la necesidad de recuperar al puerto de Acapulco y revertir los estragos que han dejado problemas que ha enfrentado el puerto, como la inseguridad, fenómenos naturales, bloqueos de carreteras, pérdida de competitividad y limitada infraestructura pública.