Este 2020 se esperan transacciones de compra y venta por parte de fondos de capital, así como la incorporación de nuevos inversionistas, nacionales y extranjeros.

0 No me gusta0

Con una cartera existe de 287 mil 500 millones de pesos durante 2020 y 2021, para la inversión de 2 mil 755 proyectos distribuidos en las 32 entidades del país, el panorama en la industria hotelera, que aporta el 8.8% del PIB nacional, va a ser muy positiva.

Dicha inversión impulsará la construcción de 89 mil 733 nuevos cuartos de hotel y se proyecta la creación de 78 mil 643 empleos directos.

De acuerdo con datos de la Secretaría de Turismo (SECTUR), para este año, el presupuesto en turismo asciende a 5 mil 034 millones de pesos, es 14.5% menor con respecto al de 2019, y el 50% del mismo está destinado al Tren Maya. En cuanto a la distribución de los recursos, señala, que la Ciudad de México, Quintana Roo y Baja California concentran el 68%, y la región del sureste que comprende Chiapas, Guerrero y Oaxaca el 22%.

En este mismo sentido, se espera, para 2020, la apertura de 13 hoteles en Quintana Roo, en la zona de la Riviera Maya con un total cercano a 5,400 habitaciones; la construcción de 6 hoteles por parte de AM Resorts con una inversión de 738 mdd; la construcción de 3 hoteles en Nayarit y San Luis Potosí, y la renovación de 2 más en la zona de Quintana Roo por parte de Grupo Iberostar, con una inversión de 6 mil millones de pesos entre 2020 y 2024, así como la apertura de un hotel en Mazatlán Sinaloa por parte de Courtyard, de Marriott International, señaló, Patricio del Portillo, Director de CBRE Hotels, empresa de servicios inmobiliarios y de inversión comercial más grande del mundo.

Recordó que el Acuerdo Nacional de Infraestructura, firmado por la iniciativa privada, contempla la inversión de 131 mil millones de pesos, y se tienen contabilizados cerca de 9 proyectos que incluyen varias torres hoteleras.

Asimismo reportes de CBRE, informan que para el presente año se verán más transacciones de compra y venta por parte de fondos de capital, así como la incorporación de nuevos inversionistas, nacionales y extranjeros.