Según el IMCO, deben discutirse las medidas que originaron 5 millones de casas abandonadas.

0 No me gusta0

Los cambios para el Infonavit siguen su curso; ante ellos, el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), destaca lo que a su juicio, son elementos deben tomarse en cuenta antes de la aprobación por parte del Ejecutivo y el Congreso de la Unión para echar andar los cambios que actualmente subsisten, y que sin embargo, han arrojado una distorsión de mercado con 5 millones de casas abandonadas.

Entre los principales 5 puntos que destaca IMCO, están:

1.       Que Infonavit administran una cartera de mil 878 billones de pesos. Ante ello, las reformas requieren más discusión sobre su impacto en las finanzas del Infonavit y Fovissste, así como el logro de los objetivos planteados. 

2.      La iniciativa tiene aspectos positivos, ya que flexibiliza que derechohabientes adquieran terrenos para vivienda, obtener más de un crédito a lo largo de la vida, y lleven a cabo la portabilidad de créditos hipotecarios para obtener mejores condiciones crediticias.

3.      Entre los riesgos están que otorgar recursos de los créditos hipotecarios de manera directa y sin intermediarios a los derechohabientes no permite garantizar el uso correcto de los recursos para la vivienda, especialmente en el caso de la autoproducción; además de falta de reglas y controles definidos, se puede propiciar una utilización inadecuada de los recursos.

4.      Otorgar crédito a trabajadores no activos, si bien puede ser un mecanismo de inclusión, es financieramente riesgosa.

5.      Ni Infonavit ni Fovissste no han presentado un estudio de impacto financiero y operativo de las reformas.

De acuerdo con la última información pública, el Infonavit administra una cartera de crédito de mil 472 billones de pesos, de los cuales 1, 47 billones de pesos representan la cartera de crédito vigente, y 224 mil 992 millones de pesos representan la cartera vencida.

Por otro lado, la cartera de crédito de Fovissste es de 246 mil 987 millones de pesos, y su cartera vencida es de 18 mil 426 millones de pesos.

IMCO ve un riesgo en otorgar crédito, sin embargo, no hace propuestas alternas:

“La nueva opción que la propuesta de reforma a la Ley pretende otorgar ampliaría el acceso a dicho financiamiento a personas desempleadas o trabajadoras independientes del sector no formal que en algún momento hayan cotizado al Infonavit. Dicho crédito, como ya se estableció, se podrá recibir directamente y sin intermediarios”.

IMCO argumenta que el principal problema asociado a este cambio es el riesgo que trae consigo otorgar crédito a un derechohabiente que no cuenta con un empleo en el sector formal.

Cabe señalar que las políticas de vivienda con los desarrolladores, arrojaron un parque de vivienda abandonada superior a los 5 millones de casas en desuso, como lo ha mencionado en repetidas ocasiones el Gobierno Federal a través de Román Meyer, titular de la Sedatu.