La nueva ley significará un cambio de paradigma para México, pues ahora se privilegiará al peatón, el transporte público y los vehículos no motorizados por encima de los vehículos particulares motorizados. 

0 No me gusta0

durante 2019 en México, de acuerdo con la estadística de Accidentes de Tránsito Terrestre en Zonas Urbanas se reportaron 362 mil 586 accidentes. De ese total de accidentes en 81% de los casos, es decir, en 293,782, solo hubo daños materiales (81%); mientras que en 65,154 hubo víctimas heridas (18%).

Pero en 3,650 de los accidentes hubo al menos una persona fallecida y hubo 4,125 decesos en el lugar del accidente, así como 91,713 heridos.

Lo anterior es una muestra del grave rezago que vive México en materia de accidentes viales.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), México ocupa el séptimo lugar a nivel mundial y el tercero en la región de Latinoamérica en muertes por siniestros viales, con 22 decesos de jóvenes de entre 15 y 29 años al día, y 24 mil decesos en promedio al año. Los siniestros viales constituyen la primera causa de muerte en jóvenes entre 5 y 29 años de edad y la quinta entre la población general.

A lo anterior, se agrega que en el otorgamiento de licencias, hay un grave elementos de corrupción, ya que se dan sin un seguimiento o con un examen verdadero de capacidades de los conductores, tal como sucede en la CDMX. 

En el marco de la presentación del Plan Mundial para el Segundo Decenio de Acción Global para la Seguridad Vial 2021-2030, Jean Todt, enviado especial del Secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para la Seguridad Vial, se reunió con la senadora Patricia Mercado.  

Durante el encuentro, Jean Todt explicó que el plan plantea diversos compromisos y metas, tales como el hecho de que 100% de ocupantes en vehículos utilicen el cinturón de seguridad, que todas las personas que usen motocicleta, utilicen correctamente el casco de seguridad.

Además, para reducir las muertes por exceso de velocidad, se debe buscar disminuir la conducción bajo los efectos del alcohol y/o sustancias psicoactivas, entre otras metas, para bajar por lo menos 50% los traumatismos y muertes ocasionadas por los accidentes.

El planteamiento de la ONU incluye compromisos con los gobiernos y las naciones como, por ejemplo, que cada país tenga un plan de seguridad vial, que para que en 2030 todos los países se hayan adherido a uno o más de los instrumentos jurídicos básicos de la ONU sobre seguridad vial, y, que para ese mismo año, las naciones ya logren avances significativos en la materia.

En su intervención, la Senadora Patricia Mercado manifestó que la Comisión de Urbanismo está en etapa de elaboración del proyecto de dictamen de la nueva Ley General de Movilidad y Seguridad Vial, la cual coincide con el objetivo del plan de la ONU para reducir las muertes y las lesiones ocasionadas por siniestros viales.

"El derecho constitucional que legislamos de manera unánime en el Congreso de la Unión nos exige garantizar el derecho a la movilidad con seguridad vial, pero también con accesibilidad, con sostenibilidad, con calidad, con eficiencia y con igualdad, entonces todos estos derechos tienen que verse reflejados en la Ley General que será obligatoria a lo largo y ancho del país y que es un piso mínimo", comentó.

"Queremos reducir, llegar a cero en términos de muertes, y queremos que esta ley ayude y seamos parte de la protección, de la urgencia de proteger el medio ambiente y de tener una movilidad sustentable, ciudades más seguras, amables y espacios territoriales de vida".

En ese sentido, agregó que esta nueva ley significará un cambio de paradigma para México, pues ahora se privilegiará al peatón, el transporte público y los vehículos no motorizados por encima de los vehículos particulares motorizados.

Agergó que el proyecto de ley plantea la creación del Sistema Nacional de Movilidad y Seguridad Vial, en donde estarán todas las dependencias y entidades relacionadas al tema para generar una política nacional y estrategia de movilidad y seguridad vial.

“Hay un compromiso moral que asumimos los países con la comunidad internacional para cambiar paradigmas que no nos sirven, que no funcionan, que son modelos obsoletos, que no estamos en decisión de seguir aceptando, porque eso pone en peligro la vida de las personas. Tengan la seguridad que esto ayuda a empujar a que tomemos la decisión en el Congreso para tener esa Ley General y lo hagamos de la mano del Gobierno federal", finalizó.

En el evento también participaron Miguel Malo, asesor en prevención y control de enfermedades no transmisibles y salud mental en la OPS/OMS, Alejandra Leal, representante de la Coalición por la Movilidad Segura, así como el senador Emilio Álvarez Icaza, secretario de la Comisión de Movilidad y Seguridad Vial.