Con la finalidad de conservar el patrimonio cultural de Mixcoac, se restauraron 9 piezas de acero elaboradas por el escultor Sebastián, las cuales embellecerán el nuevo Parque Lineal de Mixcoac. Las esculturas fueron retiradas del camellón central de Río Mixcoac, entre las avenidas Insurgentes Sur, Universidad y Barranca del Muerto, para ser sometidas a un proceso de restauración, debido a que desde 1995 no recibían mantenimiento.

Las piezas son la Puerta Candado, Tzompantli, Apofilita, Arcángel, Chac Mool Rectangular, Desequilibrio, Corral y Esfera Trece Naranja; mientras que la pieza denominada Árbol de la Vida, ubicada entre Barranca del Muerto y la calle Minerva, se restauró en sitio debido a sus dimensiones de casi cuatro metros de altura.

La intervención de las esculturas se efectuó en dos etapas. La primera fue a través de un escaneo láser 3D y una investigación histórica documental. La segunda fase fue la restauración. En general se realizó la limpieza superficial de las piezas con las que se eliminan grasas, pinturas y resinas, y en algunos casos se quitó y sustituyó soldadura en mal estado. En la mayoría de los casos se retiraron estratos pictóricos y recubrimientos, posteriormente fue aplicada una capa pasivante (revestimiento de protección del acero).

Por último, se colocó la tonalidad correspondiente a cada una de las esculturas, de acuerdo con las muestras pictóricas originales otorgadas por el escultor Sebastián.

La Secretaría de Obras y Servicios (SOBSE) del gobierno de la Ciudad de México supervisó la restauración de las piezas de manera coordinada con el Comité de Monumentos y Obras Artísticas en Espacios Públicos (COMAEP) y bajo la autorización del artista.

 Para la restauración de las esculturas se invirtieron 2,300 millones de pesos contemplados dentro del Programa de Rehabilitación y Mantenimiento Integral del Circuito Interior, el cual incluye la atención de la vialidad a lo largo de 42 kilómetros hasta 2025.