El peso inicia la sesión con una depreciación moderada de 0.05%, cotizando alrededor de 20.11 pesos por dólar, luego de que se observó poca volatilidad durante el overnight.

2 No me gusta0

En el mercado cambiario el desempeño de las divisas frente al dólar es mixto y el índice ponderado del dólar no muestra cambios con respecto al cierre de ayer.

Es importante mencionar que pierden terreno tanto divisas de economías emergentes como de economías avanzadas y divisas refugio, por lo que no hay un patrón que denote una mayor percepción de riesgo. Las divisas más depreciadas son el real brasileño con 0.79%, el dólar neozelandés con 0.43%, la corona checa con 0.40%, el yuan chino con 0.25% y el yen japonés con 0.19%.

La estabilidad del tipo de cambio y la poca variabilidad del índice ponderado del dólar, puede deberse a que el mercado está atento a una conferencia del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell ante el Club Económico de Nueva York, hoy a las 13:00 horas, en donde hablará sobre el mercado laboral. Un mensaje que de nuevo confirme que la política monetaria seguirá siendo ampliamente flexible a pesar de los estímulos fiscales propuestos por la administración de Joe Biden, podría ocasionar un debilitamiento adicional del dólar frente a sus principales cruces. Sin embargo, esto no significa que el peso mexicano seguirá apreciándose en el corto plazo, pues México enfrenta varios riesgos internos lo que eleva la percepción de riesgo relativa del mercado.

Entre los riesgos se destacan la baja disponibilidad de vacunas contra el Covid19, la ausencia de una política fiscal contra cíclica que permita una recuperación económica más acelerada y el impulso a reformas que tienen la capacidad de inhibir la inversión y el crecimiento económico potencial, como la reforma eléctrica que se discutirá en los próximos días.

Otros mercados financieros continúan reflejando optimismo, particularmente el de capitales, en donde el mercado de futuros indica que los principales índices en Estados Unidos iniciarán al alza cerca de 0.30%. Cabe destacar que el índice S&P 500 acumula cuatro sesiones consecutivas tocando nuevos máximos en registro, pues en los últimos días se ha elevado la probabilidad de que la administración de Biden y los demócratas impulsen el paquete de estímulos por 1.9 billones de dólares sin necesidad de votos republicanos. El optimismo también es evidente en el mercado de materias primas, en donde el WTI inicia con un avance de 0.63%, cotizando en 58.74 dólares por barril, máximo no visto desde el 21 de enero del 2020, mientras que metales como el aluminio avanzan 1.02%, el cobre 2.00%, el níquel 1.42% y el platino 4.97%, alcanzando un máximo de 1,241.49 dólares por onza, máximo no visto desde febrero de 2015.

Un factor que contribuye con el optimismo del mercado es la disminución gradual de casos nuevos de coronavirus a nivel global, principalmente en economías avanzadas. La canciller alemana, Angela Merkel, informó que planea empezar la reapertura gradual de las escuelas y negocios no esenciales, a partir del próximo mes. En Hong Kong, las autoridades comenzaron a relajar las restricciones, permitiendo el servicio en restaurantes hasta las 10:00 pm. La Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) aprobó el uso del tratamiento de Eli Lilly, el cual se espera sea eficaz para combatir las nuevas mutaciones del coronavirus.

Por otro lado, el Senado de Estados Unidos aprobó como constitucional el juicio político de Donald Trump, con una votación de 56-44. Para condenar al ex presidente se necesitarán 67 votos.

En cuanto a indicadores económicos, en Estados Unidos la inflación de enero se ubicó en una tasa anual de 1.4%, ligeramente por debajo de la expectativa del mercado de 1.5%, mientras que en su comparación mensual el índice avanzó 0.3%. Al interior, el mayor incremento se observó en el índice de precios de la gasolina, avanzando a una tasa mensual de 7.4%. Por su parte, la inflación subyacente se mantuvo sin cambios en su comparación mensual y se ubicó en 1.4% anual.

En México, el Indicador Mensual de la Actividad Industrial por Entidad Federativa (IMAIEF) al mes de octubre reveló que 8 de los 32 estados que conforman el país mostraron retrocesos mensuales, evidenciando que la recuperación se aceleró durante ese mes, pues en septiembre fueron 16 los estados que retrocedieron a tasa mensual. El mayor retroceso a tasa mensual se observó en Quintana Roo con 11.19%, con caídas en sus cuatro actividades industriales, seguido de Tlaxcala con 4.46% y Puebla con 1.89%. Las ocho entidades que presentaron caídas mensuales concentran el 18.55% del total de la actividad industrial del país. En cambio, los mayores aumentos se registraron en Oaxaca (21.84%), Nayarit (7.66%) y Querétaro (5.7%).

Adicionalmente, INEGI dio a conocer los resultados de la encuesta de viajeros internacionales correspondientes a diciembre 2020, mes en el que ingresó un total de 4,330,606 visitantes, 53.5% menos que en diciembre de 2019. Con respecto al mes anterior, el número de visitantes incrementó 10.6%, llegando a un máximo desde abril. Sin embargo, aún está muy por debajo de los visitantes recibidos en el último mes previo a la pandemia, cuando se recibieron 6.5 millones de visitantes en marzo. El gasto total de los viajeros internacionales fue de 1,269.9 millones de dólares, que a tasa anual representa una caída de 48.8%.

Durante todo el año ingresaron al país 51,160,265 visitantes, que contra el año anterior equivale a una reducción de 47.5%. El total de ingreso de divisas fue de 11,024.8 millones de dólares, que con respecto al 2019 fue 55.1% menor. Se espera que el turismo se recupere por completo hasta finales del 2022, cuando las campañas de vacunación estén más avanzadas y los consumidores recuperen la confianza para viajar.

 

Durante la sesión, se espera que el tipo de cambio cotice entre 20.06 y 20.24 pesos por dólar.