El uso de vidrios de baja emisividad y control solar permiten ahorros en el consumo de energía eléctrica. Asimismo, disminuyen la emisión de gases de efecto invernadero.

1 No me gusta0

El uso de vidrios de baja emisividad y control solar permiten ahorros en el consumo de energía eléctrica. Asimismo, disminuyen la emisión de gases de efecto invernadero.

De acuerdo con un estudio realizado por Group 14 Engineering para la empresa Vitro, Vidrio Arquitectónico, los Vidríos low-e maximizan la transmisión de luz natural al mismo tiempo que limitan el paso del calor exterior, lo que deriva en importantes ahorros de energía eléctrica considerando que el uso de los equipos de aire acondicionado y otros equipos de ventilación que representan más del 50% del consumo eléctrico en edificios de oficinas.

En conferencia de prensa, Antonio Vierya, gerente de Vitro, Vidrio Arquitectónico y Fernando Diez, gerente de Mercadotecnia y Estrategia, expusieron los beneficios al utilizar, en las edificaciones, los vidrios low-e de la familia de vidrios Solarban de baja emisividad y control solar, fabricados por la empresa. El análisis revela el impacto energético y económico al emplear estos innovadores vidrios, tales como la reducción de la inversión inicial en los equipos de enfriamiento y ventilación entre un 37% y hasta 41% lo que permite un ahorro aproximado entre 19 y hasta 30 millones de pesos.

Asimismo disminuye el consumo energético anual del edificio entre 19 y hasta 33% lo que se traduce en ahorros del orden de 1.24 a 10.33 millones de pesos en los costos de energía para la operación del edificio. Otro impacto es la mitigación de emisión de dióxido de carbono entre un 19 y hasta 33% durante la vida útil del edificio, lo cual representa entre 29 mil y 117 mil toneladas.

Se dio a conocer que en la Ciudad de México, el ahorro en costos de inversión inicial utilizando vidrios de baja emisividad de casi 30 millones de pesos y un ahorro potencial de operación anual de 3 millones de pesos, estimando un ahorro entre el 19-25% de consumo energético. A nivel internacional, el sector de la construcción genera el 40% de emisiones de gases de efecto invernadero y en México los edificios representan el 18% del consumo de energía eléctrica del país.

 

Con información y fotos de VITRO.