La edificación ha vuelto a ser el pilar de la industria de la construcción por la debilidad de la obra civil.

7 No me gusta0

La edificación ha tenido una recuperación moderada durante el primer semestre de 2021, al reportarse un incremento de 9.7% en su comparación con el mismo periodo del año pasado, de acuerdo con información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Su desempeño va muy en línea con la industria de la construcción en su conjunto, que en el mismo periodo repuntó 9.5%. Esto indica que la edificación ha vuelto a ser el motor de la industria, toda vez que la construcción de obras de ingeniería civil reportó en el mismo periodo una contracción de -1.2 por ciento.

La edificación depende prácticamente en exclusiva de inversión privada, al concentrase en la construcción de vivienda, edificios de oficinas, centros comerciales, parques industriales, hoteles y hospitales, fundamentalmente.

El año pasado, la edificación se vio seriamente afectada porque no fue considerada actividad esencial, excepto las emblemáticas obras de infraestructura del gobierno federal, por lo que finalizó el 2020 con una contracción de -16.6% en todo el año.

Por lo tanto, a pesar de su recuperación de enero a junio del año en curso, la edificación está lejos de regresar a su nivel previo al inicio de la crisis sanitaria por el nuevo Coronavirus.

La Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi), Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) y la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI) han buscado la forma de rescatar la inversión en proyectos que se detuvieron el año pasado por culpa de la pandemia, con apoyos del gobierno e instituciones financieras.

Asimismo, luchan en contra del incremento de los insumos de la construcción, sobre todo los vinculados a commodities como el acero.