La cartera inmobiliaria de la empresa, está valorada en 13 mil millones de euros; convirtiéndola en el operador más grande en el mercado español.

25 No me gusta15

Pontegadea, la compañía de inversión personal de Amancio Ortega, accionista mayoritario y fundador de Inditex, fue fundada en 2001 para invertir sus dividendos de la potencia minorista de fast fashion que, además, se ha convertido en uno de los principales compradores de propiedades a gran escala.

Cuando la empresa comenzó, poseía un bote anual de aproximadamente 50 millones de euros; actualmente, cada año se tiene la instrucción de invertir alrededor de 2 mil millones que, de acuerdo con Roberto Cibeira, director ejecutivo de Pontegadea, “es lo que se obtiene de nuestros bienes raíces y otras inversiones más el dividendo de Inditex”.

Ambas empresas, propiedad de Amancio Ortega −considerado como el sexto hombre más rico del mundo y el primero en España, según Forbes−, tienen sus sedes principales cerca de la ciudad de A Coruña, en el noroeste de España, aprovecharon en 2019 el descuento Brexit en el mercado inmobiliario de Reino Unido para realizar la más reciente de una serie de adquisiciones en Londres: La sede de la consultora McKinsey por aproximadamente 600 millones de euros.

La cartera inmobiliaria de Pontegadea está valorada en 13 mil millones de euros convirtiéndola en el operador más grande en el mercado español, cuyas principales adquisiciones son la sede de Amazon y Facebook en Seattle, Estados Unidos; una gran parte de la Oxford Street, en Londres; propiedades en los Campos Elíseos de la Castellana de Madrid, en España; la Via del Corso de Roma; y la mayor parte de Inditex.

Según el reporte de Inditex, al segundo trimestre de 2019, la empresa textil cuenta con aproximadamente 174 mil 386 trabajadores, mientras Pontegadea tiene dedicados a la gestión y el negocio inmobiliario solamente a 69.

Inditex ante el coronavirus, apoyo y crisis

Ante la declaración de pandemia por el coronavirus (COVI-19), Inditex anunció que se encuentra estudiando la forma de fabricar material sanitario que ayude a hacer frente a la crisis. Mientras tanto, la compañía ha donado ya unas 300 mil mascarillas protectoras.

Por otra parte, la empresa textil −que incluye las tiendas fast fashion Zara, Bershka, Massimo Dutti, Pull & Bear, Oysho, Stradivarius y Uterqüe−, anunció el pasado miércoles que había cerrado de manera temporal 3 mil 785 tiendas en 39 países.

En una actualización comercial, Inditex pronunció que sus ventas, entre el 1 de febrero y 16 de marzo, en tiendas y on line cayeron un 24.1% en comparación con el mismo periodo del año pasado.

Pablo Isla, presidente ejecutivo de Inditex, dijo que “gracias a la sólida posición financiera y los principios de la compañía, estamos listos para responder de cualquier manera necesaria”.

"La solidez de las ganancias del grupo en 2019 y el sólido balance general nos colocan en una posición sólida para enfrentar los desafíos emergentes en 2020", dijo la compañía; sin embargo, "es demasiado pronto para cuantificar el impacto futuro del Covid-19 brote en nuestras operaciones comerciales", agregó.