Consolidación del Mercado Hipotecario.

"Normalmente, el primer año de un nuevo sexenio presidencial presenta una caída en la colocación de vivienda. Esta vez no fue la excepción, sin embargo, la colocación fue mejor que en otras ocasiones", señaló en entrevista exclusiva con Real Estate Market & Lifestyle Carlos Javier Zambrano Elizondo, director ejecutivo hipotecario de Grupo Financiero Banorte.
Agregó que durante 2007 se observó en el mercado una desaceleración en el crecimiento de hipotecas, respecto a como se venía creciendo en años anteriores. No obstante, se tienen buenas expectativas hacia los próximos años, dado el déficit de vivienda que sigue teniendo México y al bono demográfico que tiene esta industria, donde cada año se incorpora un buen número de jóvenes con requerimientos de vivienda.
En efecto, datos de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) señalan que hasta el cuarto bimestre del 2007 se han otorgado 546 mil 95 financiamientos. Esto significa un aumento de 8 por ciento respecto del mismo periodo del 2006, que compara con los aumentos promedio de 25 por ciento que se mostró hasta el cierre del año pasado y ponen en duda la meta de lograr 800 mil financiamientos durante 2007 para algunos participantes del sector.
Según estimaciones del Consejo Nacional de Población (CONAPO) en los próximos 13 años se van a integrar 2 millones 101 mil personas entre 20 y 34 años a la población económicamente activa. Estos van a requerir vivienda y contarán con la capacidad financiera para realizarla, lo que generará una demanda adicional de créditos hipotecarios.
De acuerdo con Zambrano Elizondo, otro factor que está influyendo es que los clientes están mostrando mayores niveles de endeudamiento en otros productos, principalmente tarjeta de crédito, lo que está limitando en algunos casos la aprobación de los créditos o el financiamiento máximo a ofrecer al cliente.

303 No me gusta5

 


|BOSCO ARQUITECTOS

No obstante, el ejecutivo consideró que en el año 2008 el mercado continuará evolucionando favorablemente y que la expectativa de crecimiento de colocación apunta hacia un crecimiento de 8 a 10 por ciento en términos reales.


Carlos Javier Zambrano Elizondo|EC



Situación del crédito hipotecario

De acuerdo con el directivo de Grupo Financiero Banorte, hoy se tiene un mercado hipotecario más sólido, permite que más familias tengan acceso a su crédito con una amplia gama de destinos. Además señaló que las características ofrecidas por los productos de las diferentes instituciones de crédito (bancos) son muy similares, por lo que las personas están percibiendo esto y ahora se presenta un nuevo factor para la toma de decisión, que es la calidad de servicio y tiempo de respuesta que reciben los clientes.

"Hoy observamos que la oferta de productos hipotecarios evolucionó en favor de los acreditados, que son los más beneficiados con estos cambios, donde los créditos con menores tasas, mayores plazos, comisiones bajas han sido factores importantes, que han originado una competencia sana e impulsado el crecimiento del mercado hipotecario", opinó el director ejecutivo hipotecario de Grupo Financiero Banorte.
En la plática resaltó que a partir del año 2002 el crédito hipotecario ha evolucionado en forma dinámica, para pasar de tasas del orden de 25 a 11 por ciento anual, con mayores plazos de crédito que puede llegar a 30 años y beneficios adicionales a los tomadores de crédito, como menores enganches, premios a los acreditados cumplidos con disminución de tasa que les permite llegar a 8.90 por ciento anual.
Un ejemplo de lo anterior se tiene cuando se compara información de los créditos hipotecarios que se ofrecen en sus diversas modalidades y se observa que la diferencia de tasas no sea tan grande, ya que al comparar el Costo Anual Total (CAT) el rango del mismo va de 11 a 13 por ciento anual. Asimismo, si se contrasta el monto que se pagaba por una casa hace tres años con lo que se hace actualmente se observa que antes se podía adquirir una de 250 mil pesos mientras que hoy una de 600 o 650 mil pesos.


|LOMAS DEL PEDREGAL



"Después de la crisis de 1994, la banca regresó convencida de retomar su lugar en el mercado. Banorte lo hizo en 1999 y el resto de la banca a partir del 2002, con esquemas de tasa fija y plazos a 15 años y seguros de desempleo, del que Banorte fue el pionero. Retomar el mercado requirió de creatividad y de participar en todos los destinos, de ahí el surgimiento de los demás destinos de crédito, como liquidez, compra de terreno, construcción, remodelación y pagos de pasivo", explicó el ejecutivo.
Para el directivo, se logró un muy buen aprendizaje de la crisis de 1994, lo que aunado a la estabilidad económica ha permitido que la banca haya podido desarrollar y ofrecer productos donde existe amortización de capital desde el inicio del crédito, tasas fijas y seguro de desempleo. Características que le permiten al cliente tener gran certidumbre en que su hipoteca no le dará sorpresas en su pago, ni que el valor del crédito pueda irse por arriba del valor de la vivienda.

Retos por superar

De acuerdo con el ejecutivo, a la banca le falta potenciar los esquemas de bursatilización de carteras, para obtener recursos que permitan mantener los altos crecimientos que requiere el mercado.
En este sentido, se han dado ya las primeras colocaciones por Banorte y HSBC, que han tenido una amplia aceptación por parte de los inversionistas individuales e institucionales del mercado mexicano.
Por otro lado, detalló el directivo, se debe promover la modernización de los Registros Públicos de la Propiedad y la entrada formal y controlada de los broker hipotecarios, figura muy utilizada en otros países.

"Otro de los retos que vemos para el 2008 es el mantenimiento del ritmo de crecimiento que demanda el mercado, cuidando la calidad de la originación de los créditos", señaló Carlos Javier Zambrano Elizondo, de Grupo Financiero Banorte.