En el mismo, la CDMX representa 31% de la demanda total de estos inmuebles, que enfrenta ahora nuevos retos.

1 No me gusta1

El mercado inmobiliario corporativo en México sigue enfrentando a un panorama poco alentador con una caída en la demanda, a nivel digital, del segmento Corporativo, que llegó a 39% a nivel nacional durante 2020 a raíz de la pandemia por el Covid-19.

Las oficinas en el segmento coworking han sido de las más afectadas, debido a que muchas empresas implementaron que su plantilla trabajara desde casa.

Según expertos, la construcción de edificios corporativos se enfrentarán a una contracción durante los primeros meses del año, hasta que se estabilice la economía a nivel global.

Además, el coworking tendrá que adaptar sus espacios y su modo de interacción para ser considerados a ocuparse en la nueva normalidad. Más allá de las medidas sanitarias, los espacios entre personas en espacios compartidos como comedor, elevadores, baños o salas de juntas, necesitarán un mayor control para tratar de mitigar el riesgo de contagio.

Participación mermada

A nivel nacional, estas son las cinco entidades con mayor participación en cuanto al subsector inmobiliario corporativo, en donde la CDMX representa 31% de la demanda total de inmuebles corporativos, como se mencionó.

 

CDMX

30.93 %

Estado de México

11.05 %

Nuevo León

11.03 %

Jalisco

6.36 %

Querétaro

5.85 %

 

“En general, en todo el sector inmobiliario, en las operaciones de renta, hemos visto que los arrendadores han comenzado a negociar los precios de las rentas, ya que es importante mantener su flujo de efectivo; y creemos que la tendencia del home office se mantendrá una buena parte de este año, por cuestiones de salud, pero también creemos que poco a poco se comenzará a adaptar un sistema híbrido donde los trabajadores pueden trabajar desde casa”, destacó al respecto Daniel Narváez, Marketing VP de Lamudi.