|  

La demanda de inmuebles se redujo aún más con el aumento de las tasas de interés al traducirse en mayores costos de financiación.

5 No me gusta0

A medida que los compradores se alejan del mercado inmobiliario, en Estados Unidos y en Europa dicho mercado está experimentando una disminución en los precios.

De acuerdo con David L. Steinbach, director global de inversiones de Hines, uno de los inversores inmobiliarios más grandes del mundo, los precios han bajado entre un 5% y un 10% en algunas zonas en comparación con el año anterior. Y Europa sigue el mismo camino que Estados Unidos.

 

Por lo que en opinión de Steinbach, se esperan unos meses difíciles. “Este año va a ser de aguas agitadas”, señaló.

 

Ante costos mayores, las empresas están reexaminando sus planes de expansión. Por el incremento de las tasas de interés, los costos de financiación son mayores, situación que reduce la demanda.

 

 

Sin ninguna duda, dijo Steinbach, el incremento de la inflación se está sintiendo en el sector inmobiliario privado.

 

Una cobertura contra la inflación puede serlo el sector inmobiliario, porque algunos contratos de arrendamiento están indexados para tener en cuenta el aumento de los precios.

 

En varias zonas, los precios subieron a niveles récord después de más de una década de tasas bajísimas y retorno anémicos en los mercados de bonos, lo que hace vulnerables a los precios ante el aumento de los costos de endeudamiento.

 

 

El mercado más afectado en Estados Unidos es el de oficinas, comentó Steinbach, y además, la demanda de viviendas de alquiler comienza a descender también.

 

Según el directivo, hay algunos promotores que tienen dificultades para obtener financiamiento, por lo que se reduce el conjunto de ofertas. 

Con información de Bloomberglinea.com