|  

Considera que los planes de regreso a las oficinas de las grandes empresas ayudarán a normalizar la utilización de dichos espacios.

1 No me gusta0

 

Las tasas de ocupación de las oficinas se encuentran en el nivel más alto desde marzo de 2020 en Estados Unidos, cuando empezó la pandemia, por lo que podrían empezar a estabilizarse en el corto plazo, gracias al trabajo híbrido, estimó Moody's Analytics. 

En un reporte, la calificadora de riesgo crediticio expuso que la utilización de las oficinas alcanzó tasas de 40.5% en abril pasado comparado con los niveles previos a la pandemia, y ha aumentado constantemente durante los últimos dos años, aún con las afectaciones por los tres brotes de Covid-19.

 

“En el primer trimestre de 2022, muchas grandes empresas comenzaron a implementar planes de regreso a la oficina y a medida que estos planes aumentan, esperamos que la utilización física de la oficina aumente al menos a corto plazo”, se lee en el reporte.

 

De acuerdo con una serie de encuestas e indicadores tempranos de la situación laboral posteriores al covid, añadió, es probable que algunos trabajadores promedien alrededor de dos días, al menos, laborando dentro de las oficinas, lo que pudiera formar una tasa de utilización de alrededor del 60%, aunque habrá variaciones según el mercado, la industria y el tipo de trabajo.

Además, la calificadora subrayó que el trabajo remoto e híbrido ha sido un gran disruptor en el mercado de oficinas, pero no necesariamente se esperaría una reducción significativa en las necesidades de espacio de los inquilinos.

El informe expone que los inquilinos también pudieran optar por reducir el espacio que ocupan, por lo que los precios jugarán un papel importante en esa decisión.

 

 

En la ciudad de Nueva York, el alquiler de oficinas es de 72.88 por pie cuadrado y de 27.70 en Phoenix, en este año, por lo que en mercados caros como Nueva York y San Francisco los inquilinos podrían estar más motivados a desocupar el espacio si no lo usan activamente, indicó Moody's.

“El mercado de oficinas está en un camino evolutivo, y continuaremos monitoreándolo de cerca a medida que los nuevos modelos de vacantes de oficinas se solidifiquen en su forma final”, concluyó la agencia calificadora.