Se incluye a los movimientos neoclásico, georgiano, federal, del renacimiento griego, de las bellas artes y el Art Déco.

2 No me gusta0

Antes de dejar el cargo, el presidente Donald Trump emitió una orden ejecutiva que establece a la "arquitectura tradicional y clásica", como la "preferida" para edificios públicos federales en Estados Unidos.

Especifica que en el Distrito de Columbia, sede de la Casa Blanca, esta arquitectura será la predeterminada para los edificios en ausencia de factores raros que requieran otro tipo de arquitectura.

Así, la "tradición arquitectónica derivada de las formas, principios y vocabulario de la arquitectura de la antigüedad griega y romana", así como la derivada del Renacimiento será preferida en estructuras públicas.

También se incluye entre las tendencias clásicas arquitectónicas a los movimientos neoclásico, georgiano, federal, del renacimiento griego, de las bellas artes y el Art Déco, publica La Noticia.

Los nuevos diseños de edificios federales deben, como los edificios emblemáticos más queridos de Estados Unidos, realzar y embellecer los espacios públicos, inspirar el espíritu humano, refiere la orden.

“Ennoblecer a Estados Unidos, inspirar el respeto del público en general y, según corresponda, respetar el patrimonio arquitectónico de una región", señala la orden del presidente.