La inversión en los certificados bursátiles fiduciarios inmobiliarios (tipo acciones) de los Fibras es accesible a través de las casas de Bolsa

0 No me gusta0

Los montos para poder invertir en fideicomisos de inversión en bienes raíces, conocidos como fibras, son “sumamente bajos”, pues dependiendo de la empresa uno de sus títulos puede llegar a costar menos que un café, comentó Juan Manuel Olivo, director de promoción y emisoras del Grupo Bolsa Mexicana de Valores en un reciente foro.

Por lo que una fibra inmobiliaria es un vehículo que permite tener acceso a una inversión en bienes raíces desde montos realmente accesibles, desde 10, 30 o 30 pesos, agregó el directivo.

Juan Manuel Olivo explicó que, por lo general, en México hay preferencia para invertir en “ladrillos y que podemos vivir de nuestras rentas”. En una encuesta que realizaron, se preguntó que si tuvieran dinero disponible para invertir en ¿qué lo harían?, la mayoría de los encuestados respondió que en comprar un departamento o una casa. 

De hecho, cuando compramos un departamento buscamos ganar dinero prácticamente por dos caminos, dijo Olivo, uno es por las rentas que podamos obtener y el otro por la plusvalía o valor que va acumulando la propiedad con el tiempo.  

Pues “invertir en Fibras que están listadas en la Bolsa de valores es exactamente lo mismo”, aseveró.

Sin embargo, ante la pregunta ¿Qué me conviene más: comprar un departamento y rentarlo o inviertir en un fibra inmobiliario? subrayó: “Sin que sea nuestro afán decir que una es mejor que otra, porque no sería lo adecuado, habrá que revisar las características de los inmuebles y entender en dónde se están rentando y demás, hay algunas generalidades a considerar como son los montos de inversión, la diversificación y los riesgos operativos, así como la liquidez (la facilidad de vender la propiedad o un título) y los impuestos”, expuso Olivo. 

Una de las principales ventajas, dijo Juan Manuel Olivo, es que los fibras inmobiliarios están muy bien administradas.

Además, hay fibras listadas en la Bolsa que tienen más de 100, 200, 300 bienes inmuebles, por lo tanto, se diversifica la inversión y un tercero administra la propiedad, por lo que no habrá que preocuparse por mantener en buenas condiciones un departamento, cobrar las rentas cada mes, elaborar contratos, entre otros aspectos, agregó.

Los inversionistas de estos fideicomisos inmobiliarios reciben una distribución periódica, generalmente es mensual o trimestral dependiendo de la empresa o emisora, como producto de las rentas que ellos captan por arrendar sus inmuebles, pero también obtienen un rendimiento por el incremento que tiene el precio de los títulos conforme pasa el tiempo. 

Los fibras listan sus títulos o certificados bursátiles fiduciarios inmobiliarios (CBFI) en la Bolsa de valores, éstos son parecidos a la acción de una empresa que se negocia en el mercado, sin embargo, la inversión se realiza a través de una casa de Bolsa regulada por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Estos vehículos financieros de inversión son prácticamente empresas que se dedican primordialmente a desarrollar, invertir, adquirir, operar, administrar y rentar diversos tipos de inmuebles como centros comerciales, parques, naves y bodegas industriales, así como planteles educativos, hoteles, edificios de oficinas, entre otra clase de propiedades. 

Por ejemplo, algunos bienes raíces de los que son dueños los fibras son la Torre Mayor, Reforma 222, Torre Virreyes, Plaza Universidad, Parque Delta, Parque Las Antenas, algunos hoteles que operan bajo marcas como Fiesta Americana, Live Aqua, Marriot, Fiesta Inn, entre otros cientos de inmuebles. 

En la Bolsa de valores hay 16 fibras listadas, aquí la lista según el año en que se listaron.

 

  1. Fibra Uno
  2. FibraHotel
  3. Fibra Macquarie
  4. Fibra Terrafina
  5. Fibra Inn
  6. FibraShop
  7. Danhos Fibra
  8. Fibra Prologis
  9. FibraMty
  10. Fibra HD
  11. Fibra Nova
  12. Fibra Plus
  13. Fibra Upsite
  14. Fibra Educa
  15. Fibra Storage
  16. Fibra Soma