Ixe Grupo Financiero señaló que desde que los problemas hipotecarios de EU comenzaron a trasladar, de manera más agresiva, sus efectos al resto de las economías del mundo muchos países recurrieron a la infraestructura para mitigar estos efectos adversos
305 No me gusta20
Por Notimex CIUDAD DE MÉXICO.- Ixe Grupo Financiero señaló que desde que los problemas hipotecarios de Estados Unidos comenzaron a trasladar, de manera más agresiva, sus efectos al resto de las economías del mundo, muchos países recurrieron a la infraestructura para mitigar estos efectos adversos. La institución financiera resaltó, además, que la construcción de obras de infraestructura tiene la ventaja de generar una importante cantidad de empleos que otras industrias dejan de generar. Sin embargo, dijo que esta decisión tiene un costo, ya que los gobiernos tienen que destinar amplios recursos para ampliar el gasto público, y en la mayoría de los casos incrementar su déficit fiscal. En ese sentido, comentó que México fue uno de los primeros países en implementar estas medidas con el anuncio del Programa Nacional de Infraestructura en julio de 2007. No obstante, agregó, la tendencia se ha generalizado, toda vez que tanto países emergentes como economías industrializadas han anunciado grandes montos de inversión destinados a obras de infraestructura en días recientes. Ejemplo de ello, añadió, es que en Estados Unidos, el presidente electo Barack Obama, anunció el mayor paquete de inversión desde el sistema carretero de 1950 y con esta inversión histórica se planean salvar o crear 2.5 millones de empleos hacia 2011. Mientras que en China, el Plan de Estímulo incluye un monto de 586 mil millones de dólares, de los cuales, 147 mil millones se destinarán a la reconstrucción de zonas afectadas por desastres naturales. En Europa, los líderes de las naciones del sureste del continente (Macedonia, Crocia, Montenegro, Bulgaria y Albania) acordaron inversiones masivas en infraestructura, carreteras, ferrocarriles, telecomunicaciones y energía. A su vez, los gobiernos de Perú, Ecuador y Brasil han anunciado paquetes de recursos para realizar obras de infraestructura para enfrentar la actual crisis, indicó.