Lo que incluye no concurrir a espacios públicos, como son las playas de los distintos destinos turísticos del país.

2 No me gusta0

Además de las playas de la península de Baja California, el estado de Guerrero también suspendió las actividades recreativas en sus playas, desde la noche del 2 de abril y hasta el día 30 del mismo mes; luego de que el gobierno federal determinó una Emergencia Sanitaria a causa del COVID-19.

El gobierno de Guerrero informó que tuvo que optar entre la protección a la vida o la suspensión de las actividades económicas: “Es claro que, con todos los problemas que conlleva, la economía siempre será recuperable en tanto exista el factor humano”. Por ello, en la entidad se han cancelado vuelos y cruceros; y han cerrado hoteles y centros de convivencia.

Lo que incluye no concurrir a espacios públicos, como son las playas de los distintos destinos turísticos; señaló Héctor Astudillo Flores, gobernador del estado, en un comunicado.

Una situación similar ocurrió en las playas sinaloenses; pues Quirino Ordaz Coppel, gobernador de Sinaloa, señaló que tras reunirse con los alcaldes, se determinó el cierre de todas las playas del estado.

En Oaxaca, el gobernador Alejandro Ismael Murat Hinojosa, anunció el cierre de playas y la realización de recorridos en ellas cargo de la Guardia Nacional; hasta nuevo aviso. Asimismo, quedaron suspendidas las operaciones en todos los hoteles y prestadores de servicios relacionados con la actividad turística. En el caso de los restaurantes, sólo podrán ofrecer servicio a domicilio.

Otras entidades que han cerrado algunas de sus playas son Tamaulipas, Tabasco, Campeche, Quintana Roo y Veracruz; aunque falta que den aviso de la decisión que tomarán; asimismo, del resto de la entidades. Situación que impactará el turismo para los periodos de Semana Santa y Pascua.

/Con información de El Siglo de Torreón, gobierno de Guerrero y Grupo Fórmula/