El mercado inmobiliario podría haber tocado fondo, por lo que es hora de construir la recuperación. Algunos indicadores de ello es que siguen fluyendo recursos financieros al mercado, ha repuntado la originación de crédito hipotecario y mejorado el desempeño en los precios de la vivienda.

A lo largo de los últimos 21 años, la industria hipotecaria del país ha sido exitosa al colocar varios millones de créditos para adquirir una propiedad. Sin embargo, tanto los institutos públicos como los privados se han concentrado en un segmento de la población muy concreta, los asalariados, por lo que hay un gran número de personas que carecen de oportunidades que deben ser atendidas. Este último grupo representa alrededor del 60% de la Población Económicamente Activa (PEA).

Don Víctor Manuel Requejo Hernández es una personalidad reconocida en el sector financiero mexicano, además de una persona muy querida y gran ser humano.

La crisis sanitaria y económica puso en riesgo la continuidad del pago de los créditos hipotecarios de muchos clientes, pero los programas de apoyo del gremio y los seguros del producto respaldaron a los acreditados que regresaron a cumplir con sus compromisos.

El crédito hipotecario es el mejor producto bancario generador de riqueza. El acreditado o cliente se hace de un patrimonio a través de un inmueble, del que puede disfrutar con su familia mientras lo sigue pagando. La plusvalía de la propiedad juega a su favor, por lo que la compra a través del crédito es una inversión.