|  

En 2020 y 2021, la escena inmobiliaria dio un giro de 180° al recibir a un nuevo sector interesado en invertir: los jóvenes.

En 2021, inversionistas institucionales compraron la mayor cantidad de viviendas unifamiliares en suburbios como Fort Worth y Midland, Texas.

La demanda de inmuebles se redujo aún más con el aumento de las tasas de interés al traducirse en mayores costos de financiación.

A medida que la demanda por el alquiler de viviendas aumenta, se espera un año récord con mercados maduros y oportunidades atractivas.